El tutor como educador para la salud

Un tutor puede ser un educador para la salud. La misión del educador para la salud es de fomentar la promoción y prevención, es decir, lograr disminuir entre sus alumnos y alumnas los factores de riesgo y aumentar los de protección. En este sentido, su objetivo es el de  lograr un estilo de vida saludable.

Dentro de la escuela tanto profesores como tutores cumplen una función trascendental al desempeñar un papel vital en el tema de la prevención. Esto sucede ya que ellos representan a la autoridad, rol que funciona para muchos chicos y chicas que tiene en sus docentes un modelo a seguir.

Es importante que el tutor, durante el programa PFM PERÚ, interiorice el contenido del mismo y lo difunda entre sus alumnos y alumnas no como una serie de imposiciones y prohibiciones, sino como una alternativa de vida más saludable.

El tutor se convertirá en un promotor de la salud desde que fomente a sus alumnos a revisar la página Web www.nopuchos.com, apoyándolos en el proceso de asimilación de la información, fortalecimiento de habilidades sociales, toma de decisiones, entre otros.

Se espera que el tutor tenga un rol activo dentro del grupo y sea capaz de facilitar los cambios necesarios para el mejoramiento de las condiciones de vida y el bienestar de los chicos. Por tal motivo, resulta importante brindarles a los chicos información clara, verídica y sencilla para que sea asimilada con mayor facilidad.

Es necesario que no se estimule en los chicos y chicas a ningún tipo de razonamiento, sino que, por lo contrario, lograr debatir en forma asertiva sus posibles argumentos y generar que cada uno exponga sus ideas, que sean ellos mismos los que lleguen a una conclusión informada sobre el consumo de tabaco y, consecuentemente, a una decisión madura.

“Recuerda que la promoción y la prevención de la salud no es una tarea exclusiva de los padres de familia, también involucra activamente a los  tutores, los profesores y al colegio”